Restaurante Bindella – Zurich

Febrero 23, 2010 by monthy  
Categoría Europa, Suiza

Entrada al restaurante

Entrada al restaurante

En el viaje que acabamos de hacer a esquiar a los Alpes austriacos, el avión nos dejó a primera hora en el aeropuerto de Zurich y tuvimos tiempo más que suficiente para dar un paseo por esta bonita ciudad suiza. A la hora de la comida y siguiendo las recomendaciones del primo de Mary, nos decidimos a conocer un restaurante italiano que está situado en el centro histórico de la ciudad. El lugar pertenece a un grupo de restauración suizo bastante importante y durante nuestra visita estaba lleno a rebosar y eso que, a pesar de estar en teórico horario europeo, nos sentábamos a comer más cerca de las 15:00 que de las 14:00. Precisamente esta es una gran ventaja del lugar ya que no cierran cocina a mediodía y se puede ir a comer en casi cualquier horario.

Vista exterior

Vista exterior

Localización

No es fácil de encontrar ya que se encuentra en el laberinto de calles peatonales del centro de la ciudad. La mejor referencia es la Iglesia de St Peter. Por tanto, llegar en coche es casi imposible y la mejor opción es dejar el vehículo en uno de los aparcamientos del centro y desde allí moverse caminando a todos los lados. La dirección exacta es:

Dirección: In Gassen, 6 – 8001 – Zurich – Switzerland

Teléfono: 044 221 25 46

Web: http://www.bindella.ch/

Ambiente

Exteriormente, el restaurante se identifica por su fachada rosácea y sus ventanas de tono rojo, siguiendo la estética de la zona. El interior es bastante clásico, lo que uno puede esperar del típico restaurante centroeuropeo ya pasado en años. Las paredes son de tonos claros y las maderas se mezclan con los mármoles a lo largo de todo el establecimiento.

Las mesas son algo diminutas y no cuentan con una gran separación entre sí aunque es justo reconocer que no resulta muy molesto y no se mezclan conversaciones de mesas cercanas (sobre todo si hablamos castellano).

El local tiene forma rectangular y resulta poco íntimo y acogedor aunque el clima no resulta desagradable ni mucho menos. Es el típico lugar adecuado para comidas pero menos recomendable para cenas en las que se busque algo más de romanticismo.

Vista general del restaurante

Vista general del restaurante

Carta

La carta de platos no es demasiado amplia y se basa en platos de cocina italiana con pocas concesiones a la cocina local. Cuenta con varios entrantes, sopas, pastas, algún risotto, cuatro platos de pescado y otros tantos de carne. Los primeros sobre los 20 CHF cada plato y los segundos más cerca de los 50 CHF que de los 40 CHF.

Entre las entradas, un par de ensaladas, entre las que no podía faltar la de tomate y mozzarella di buffala. Luego, un par de carpaccios, paté, y varios platos de pasta que se pueden tomar tanto de primer plato como de segundo aunque los precios varían. Esto se debe a la cantidad de las raciones. Y luego, entre los segundos hay cordero, escalopines de ternera al limón, hígado y solomillo de ternera. Entre los Pescados ofrecen lenguado, lubina y un par de platos de gambas y langostinos.

Los postres también están algo elevados de precio (todos sobre los 15 CHF).

La web está sólo en alemán pero siempre se puede utilizar algún traductor. Nosotros tenemos varios fotos de la carta con sus precios así como fotos de todos los platos que tomamos. Mirar más abajo en la zona de Multimedia para acceder a todas las fotografías de este artículo.

Detalle de mesa

Detalle de mesa

Nuestra experiencia

Tal y como hemos comentado llegamos sobre las 15:00 y el restaurante estaba abarrotado. No teníamos reserva pero no tardaron mucho en prepararnos una cómoda mesa, cerca de la ventana. Enseguida nos tomaron nota y los platos los sirvieron muy rápido.

Comenzamos probando el Carpaccio de ternera, cuya ración no era demasiado grande pero gustó bastante en la mesa.

Carpaccio de ternera

Carpaccio de ternera

Sin embargo, el Salmón ahumado gustó mucho más, especialmente por la calidad del pescado y su preparación.

Salmón ahumado

Salmón ahumado

De segundo, nos decidimos todos por platos de pasta porque era lo que realmente apetecía en un lugar así. Probamos los Spaghetti a le vongole, Linguine alla veneciana y Ravioli con ricotta di bufala al burro di maggiorana. En todos los casos, las cantidades son bastante generosas y los platos nos parecieron magníficos, cada uno en su estilo. Quizás el primero es más fácil de encontrar en cualquier sitio, pero los otros dos, con una rica pasta al dente, ofrecían un excelente sabor.

Linguine alla veneciana

Linguine alla veneciana

Ravioli con ricotta di bufala al burro di maggiorana

Ravioli con ricotta di bufala al burro di maggiorana

Spaghetti a le vongole

Spaghetti a le vongole

De postre, nos decidimos por el Tiramisu, y no nos pareció ninguna maravilla.

Bodega

La Carta de Vinos es my completa, con caldos de muchos lugares del mundo y bastante elevada de precio, tal y como el resto de platos del restaurante. Nos aconsejaron francamente bien ya que tan sólo queríamos un vino de la zona de Valpolicella, más que nada por el acierto que estábamos teniendo últimamente con los vinos de esta región. Nos recomendaron el Anniversario de Serego Alighieri por 59 CHF que fue un éxito total. Cabe decir que apenas había vinos que bajaron de los 50 CHF por lo que el acierto tuvo más mérito.

Vino Valpolicella Anniversario Serego Alighieri

Vino Valpolicella Anniversario Serego Alighieri

Sobremesa

Lo cierto es que no alargamos la comida demasiado por lo que poco podemos decir al respecto aunque no es el típico lugar de “copa y puro” aunque dicho sea de paso, se puede fumar en casi todo el restaurante.

Servicio

Tuvimos un inicio muy flojo pero poco a poco nos fuimos cayendo bien mutuamente e incluso terminamos teniendo una cercanía bastante difícil de conseguir con los suizos. Supongo que la buena recomendación del vino, ayudó a que tuviéramos un sentimiento positivo hacia el maitre. Por tanto, en líneas generales, bien pero sin destacar demasiado por su buen hacer.

Vista general del restaurante

Vista general del restaurante

Precio

Nuestra cuenta ascendió a los 75 CHF por persona (unos 50 euros, aproximadamente). Nos pareció bastante caro pero para analizarlo debemos tener en cuenta la ciudad en la que está y el precio medio de los restaurantes. Lo que tomamos debería haber costado algo menos pero lo cierto es que la comida nos gustó mucho, nos atendieron bastante bien y el restaurante cuenta con un nivel general más que aceptable.

Conclusión

Bindella es un buen lugar para probar una cocina italiana de calidad en el centro de Zurich, de eso no tenemos dudas. La ventaja de la amplitud de horario y la capacidad del restaurante son puntos a favor y debería estar bien considerado para diferentes comidas de mediodía en la ciudad.

Multimedia

Fotos

Todas las fotos, junto con las que hicimos del restaurante, se pueden ver aquí, en nuestro mural de Rincones Secretos en Flickr. Si no es fácil encontrar la información os recomendamos que visitéis nuestras galerías personales en Flickr (naialor –aquí-, monthy –aquí- y marylebone – aquí-) ya que está toda la información mejor organizada por carpetas. En cualquier caso, el álbum de Bindella está – aquí –.

Acceso a fotografías

Comentarios

Una respuesta to “Restaurante Bindella – Zurich”

Trackbacks

Mira lo que otros han dicho de este artículo...
  1. [...] de Valpolicella, que si bien no nos convenció tanto como el que nos ofrecieron en Bindella, Zurich (ver post aquí), si cumplió perfectamente. El coste, 36 euros, uno de los más baratos de la [...]



Déjanos tu opinión

Escribe tu comentario...
y si quieres dejar una foto junto con tu comentario puedes coger una en gravatar!