Restaurante La Conca del Sogno – Recommone – Costa Amalfitana

Restaurante La Conca del Sogno

Dirección: Recommone – 80064 Massa Lubrense (NA) Amalfi Coast – Italia 

Teléfono: +39 081 808 10 36 – +39 081 808 28 28 

 +39 338 868 12 24

Web: http://www.concadelsogno.it/

Un auténtico “Rincón Secreto” de la Costa Amalfitana. Se trata de un restaurante situado en la localidad de Nerano, uno de los lugares más al oeste de toda la Costa. Sólo tiene acceso por mar por lo que la única forma de llegar allí es a través de barco o similares.

La Conca del Sogno es un lugar perfecto para pasar un día de mar y playa alejado del típico turismo que inunda las diferentes playas de la zona. Es frecuente ver grandes barcos fondeados en la costa cuyos dueños son grandes multimillonarios que andan buscando el anonimato. Ha sido visitado por numerosas estrellas de cine, cantantes, artistas, empresarios así como por diferentes personalidades de las Casas Reales europeas y asiáticas.

La playa privada no es demasiado grande pero cuenta con todo tipo de comodidades. El lugar es francamente bonito. Sólo hay que llegar, fondear el barco, solicitar que te vengan a buscar y pasar un día relajado, tomando el sol y disfrutando del clima en un suelo firme.

También ofrece algunas habitaciones para poder ser alquiladas durante el día y descansar unas horas. Casi todas cuentan con vistas frontales al mar.  

El restaurante no tiene una carta como tal. Cada día ofrecen los pescados frescos, la pasta y los antipasti (entradas) que han cocinado. En nuestro caso, nos atendió Claudio, un gran profesional, muy simpático y que habla español perfectamente. Como antipasti, nos trajeron varios platos, Boquerones en vinagre, Chopitos (los primeros que probamos en la zona, francamente buenos), una especie de chanquetes que estaban sin freir, salmón marinado y Boquerones fritos. Todo muy rico, pescado fresco del día y bien preparado. Las raciones son enormes.

Entre los segundos, nos ofrecieron diferentes platos de pasta y de pescado. Optamos por su recomendación del día, Dorada a la sal. Fue una cena bastante a la española de la que salimos francamente satisfechos. 

De postre, un soufflé de chocolate con helado de vainilla que fue todo un acierto..

Respecto a los vinos, tampoco nos ofrecieron ninguna carta. Le pedimos uno blanco, que fuera de la zona, que estuviera muy frío y, si pudiera ser, que estuviera bueno. Nos trajeron un Greco di Tufo Vigna Cicogna que nos pareció mejor que la media de los vinos blancos italianos que hemos probado. Un vino de color amarillo pálido, seco, afrutado, con aromas tostados y frutos secos (almendras y avellanas). Da la sensación de tener algo de madera. Muy adecuado para la comida que tomamos. Además, nos cobraron 20 euros por la botella, algo que nos recordó también a los precios españoles, que tanto echábamos de menos. 

Respecto a la sobremesa, muy tranquila y agradable. El restaurante está también abierto para las cenas que fue cuando nosotros lo hemos disfrutado. Tiene un toque de romanticismo muy interesante. A la luz de las velas y en un sitio tan recóndito se pueden vivir experiencias inolvidables. Como invitación de la casa, ofrecen un rico limoncello, lo que permite tener un complemento ideal para una bonita velada.

El servicio ya lo hemos destacado. Toda la noche nos atendió perfectamente Claudio. 

En cuanto al precio, nuestra factura llegó a los 70 euros por persona pero fue bastante desproporcionada. Todos los precios de los platos fueron muy razonables e incluso, nos atreveríamos a decir que eran baratos para estar en un sitio así pero el segundo plato, la Dorada a la Sal, costó 30 euros por persona, muy lejos de lo que habría sido un precio lógico. Por tanto, suponemos, que pidiendo pasta u otros platos similares, la factura podría reducirse considerablemente. 

Como valoración global, roza el sobresaliente. Es un sitio muy diferente, especial, romántico y un plan perfecto para sorprender a tu pareja, bien sea para pasar un día o para salir a cenar. Hay que tener en cuenta que es necesario tener o alquilar un barco para llegar allí por lo que la capacidad de sorprender al acompañante puede ser muy interesante. No es un sitio muy arreglado, sería adecuado ir a la moda conocida como casual chic. Hay que ir cómodo pero correcto, algo similar a lo que les gusta a los enamorados del mar.

Si necesitáis alquilar un barco para pasar un día aquí y navegar por la Costa Amalfitana – plan muy recomendable-, tenemos subida diversa información en nuestros posts generales de la Costa Amalfitana (ver post – aquí -) y Positano (ver post – aquí-) 

Valoración – 8,5/10

Déjanos tu opinión

Escribe tu comentario...
y si quieres dejar una foto junto con tu comentario puedes coger una en gravatar!