Restaurante La Romana – Madrid

Septiembre 10, 2009 by monthy  
Categoría Madrid Ciudad

Interior del restaurante

Interior del restaurante

Si algunos artículos del blog pueden causar cierta sonrisa por aquello de tener poco de rincones secretos, del que os vamos a hablar hoy, estamos absolutamente seguros de que se trata de un auténtico Rincón Secreto perdido en el laberinto de calles que rodea al Hospital Central de Defensa, en el mismo centro de Carabanchel.

Lo cierto es que teníamos muchas ganas de comentar nuestra experiencia en este lugar porque es uno de esos sitios que siempre consigue sorprender al cliente. No podemos negar que hemos tardado un poco pero queríamos hacerlo realmente bien y mostrar muchas fotos del restaurante y de los platos para que pudierais ver claramente la exquisita cocina que practican.

Exterior del restaurante

Exterior del restaurante

La zona donde se encuentra invita a utilizar transporte público ya que hay poco aparcamiento y algún día es necesario dar varias vueltas hasta poder dejar el coche. De todas formas, hay algún aparcamiento cubierto de los de siempre, es decir, de los que es necesario dejar las llaves para que te aparquen el vehículo. La parada de Metro de Carabanchel está a poco más de cinco minutos caminando y la referencia máxima de la zona es la cercana Plaza de Toros de Vistalegre.

Entrada al restaurante

Entrada al restaurante

El negocio es totalmente familiar ya que los responsables son un matrimonio que se complementan a la perfección. Jesús es el encargado de los fogones y Pilar es la responsable de que no falle nada en la sala.

Detalle de mesa

Detalle de mesa

El local donde se ubica es bastante pequeño y no creo que quepan más de 10 personas comiendo a la vez. Quizás haya alguien a lo que esto no le guste pero las sensaciones nuestras allí siempre han sido las mejores ya que la familiaridad en el trato y la cercanía constante permiten disfrutar de algo más que una simple comida.

Mesa en la que comimos

Mesa en la que comimos

Está decorado en tonos oscuros, con paredes de ladrillo visto en el interior y mesas amplias y cómodas. La cocina se ve desde cualquier rincón y eso permite disfrutar mucho de las preparaciones de Jesús.

Vista de la cocina desde las mesas

Vista de la cocina desde las mesas

No podemos pasar por alto varios detalles que muestran el interés permanente que tienen en ofrecer algo más a sus clientes que una simple comida. En La Romana se puede encontrar una cristalería que ya les gustaría tener a muchos de los restaurantes justamente homenajeados de la Guía Michelin (de los que no la merecen, mejor ni hablamos), una ejemplar selección de aceites de todas partes del mundo (soberbio el de Masía El Altet), una increíble oferta de panes y unos licores que siempre nos obligan a descubrir mezclas de aromas realmente sorprendentes.

Detalle de copa

Detalle de copa

Probablemente, hasta ahora en nuestro artículo hayamos contado muchos elogios del lugar pero todavía no hemos empezado a hablar de sus cualidades más sobresalientes: la Cocina y la Bodega. No tenemos ninguna duda de que este lugar podría tener varios premios si estuviera ubicado en un prestigioso barrio londinense o parisino. La extravagancia de las recetas, la combinación de los dulces y los salados, la imaginación de Jesús y la excelente técnica hacen que comer en La Romana sea una experiencia única para los sentidos. Pero si a esto unimos el mimo y el amor de Pilar por el mundo de la enología, el resultado no puede ser otro que una merecida matrícula de honor. Cada plato merece un caldo; cada creación, una copa diferente; cada momento, una pausa. Cualquier detalle busca el poder disfrutar al máximo de las sensaciones percibidas.

Oferta de aceites

Oferta de aceites

La cocina podríamos catalogarla de vanguardista, arriesgada y moderna, con una cuidada selección de materias primas. No podemos hablar de su carta ya que nunca la hemos visto. Estamos casi seguros de que ni existe. Lo que sí podemos hacer es nombrar cada plato que tomamos en nuestra reciente visita así como mostrar su fotografía.

Barra y cocina detrás

Barra y cocina detrás

No merece mucho la pena hablar de las texturas de cada plato ni de la puesta en escena ni cosas similares. Recientemente comentábamos en nuestro artículo sobre Arzak (ver post completo aquí) que hay veces que las palabras sobran. Hay veces que sobra decir que una comida está riquísima y que el vino es espectacular ya que con estas afirmaciones está todo dicho. Además, da igual que hablemos de un plato u otro porque si tenéis la oportunidad de ir a conocer La Romana, Jesús os cocinará lo que quiera, es decir, lo que haya visto en el mercado el día de vuestra visita. Lo que sí os aconsejamos es intentar probar alguna de sus creaciones relacionadas con el Atún así como la maravillosa Torrija caramelizada de postre.

Detalle decorativo con botellas de vino

Detalle decorativo con botellas de vino

Tenemos varias fotos del lugar, de los platos y de la carta con sus precios aquí, en nuestro mural de Rincones Secretos en Flickr. Si no es fácil de encontrar os recomendamos que visitéis nuestras galerías personales en Flickr (naialor -aqui-, monthypm -aquí- y marylebone -aquí-) ya que está toda la información mejor organizada por carpetas. En cualquier caso, el álbum de La Romana está - aquí -.

Jesús no es un prodigio de relaciones públicas y probablemente es este el motivo de que sea totalmente feliz en un lugar así. Nuestra principal crítica del lugar se basa únicamente en la exageración en los nombres de los platos pero es cierto que no presumen de ello. Simplemente dicen lo que lleva cada plato aunque a veces es preferible una mayor sencillez para evitar posibles críticas estúpidas.

A continuación os ofrecemos los platos que tomamos en nuestra reciente visita:

  • Gazpacho frío de remolacha, pera, manzana con tartar de tofu
Gazpacho frío de remolacha, pera, manzana con tartar de tofu

Gazpacho frío de remolacha, pera, manzana con tartar de tofu

  • Presa Ibérica embuchada
Presa Ibérica embuchada

Presa Ibérica embuchada

  • Cecina

Cecina

Cecina

  • Salmorejo con pimiento choricero, garbanzos, manzana, aceite, pimentón, comino y ajos

Salmorejo con pimiento choricero, garbanzos, manzana, aceite, pimentón, comino y ajos

Salmorejo con pimiento choricero, garbanzos, manzana, aceite, pimentón, comino y ajos

  • Queso de uva de Barolo
Queso de uva de Barolo

Queso de uva de Barolo

  • Bombón de foie relleno de cereza con crujiente de plátano deshidratado
Bombón de foie relleno de cereza con crujiente de plátano deshidratado

Bombón de foie relleno de cereza con crujiente de plátano deshidratado

  • Arenque marinado con sopa de tomate, chile habanero, flores de manzana y lima, migas de naranja y polvos de mozzarella
Arenque marinado con sopa de tomate, chile habanero, flores de manzana y lima, migas de naranja y polvos de mozzarella

Arenque marinado con sopa de tomate, chile habanero, flores de manzana y lima, migas de naranja y polvos de mozzarella

  • Torrija de vainilla de Bourbon y pan de leche de oveja sobre infusión de fresas
Torrija de vainilla de Bourbon y pan de leche de oveja sobre infusión de fresas

Torrija de vainilla de Bourbon y pan de leche de oveja sobre infusión de fresas

La sobremesa es otro de los puntos fuertes del lugar. Tanto la oferta de marcas y tipos de ginebra como la preparación de los Gin Tonic es comparable a la practicada en el restaurante Don Giovanni (ver post aquí) o en el Bar de la planta baja del Arola Gastro. Pero no es lo único que se puede tomar de coctelería en La Romana. Cuentan con una gran oferta de licores y digestivos y se pueden encontrar botellas de las más prestigiosas marcas. Pilar es capaz de ofrecer casi cualquier cosa ya que su conocimiento de este mundo es extraordinario.

Detalle de licores post-comida

Detalle de licores post-comida

La carta de vinos tampoco creo que exista por lo que no podemos hacer una crítica global. Lo que parece evidente es lo que se ve por todo el restaurante y no es otra cosa que referencias de caldos de todo tipo de uvas y de muchos países. Pilar no sólo es una experta en vinos nacionales. Ella huye de esos vinos de toda la vida para probar siempre cosas nuevas. Sabe aconsejar muy bien y es una de las causantes de nuestro interés por los vinos sudafricanos ya que cuentan con una relación calidad/precio muy interesante. En esta visita nos ofreció uno realizado con una de nuestras uvas favoritas, la syrah, mezclada con la uva tinto velasco: Ellince. El vino es joven, con seis meses de barrica. Ofrece aromas florales y frutales donde se detecta fácilmente la fresa y la cereza. El paso por boca es agradable, fresco y fino pero bastante potente. Buena acidez. Resulta muy adecuado para la comida que nos tomamos.

Vino Ellinze

Vino Ellinze

Detalle de vino de Israel

Detalle de vino de Israel

En cuanto al precio, hay que reconocer que no es un sitio barato pero es que tampoco puede serlo con todo lo que ofrecen. Si pensamos en un pequeño local de Carabanchel y tiramos de prejuicios probablemente nos parecerá carísimo pero si cerramos los ojos y pensamos que es un Bistró francés situado a pocos metros de los Campos Elíseos, probablemente nos parecerá hasta barato. Desde nuestro punto de vista, la relación calidad/precio es justa y equilibrada.

Detalle de Barra

Detalle de Barra

Por todo ello, La Romana es un sitio que no tenemos duda en recomendar. Sin duda, se trata de un rincón secreto auténtico de los que vale la pena conocer. Evidentemente no es un lugar para ir todos los días pero darnos un homenaje de vez en cuando es algo de lo que no pensamos prescindir!

Valoración Global – 9,5/10

Restaurante La Romana
Dirección: La Laguna, 139 – 28025 – Madrid
Teléfono: 91 465 32 26
Web: n/d

Comentarios

8 Respuestas to “Restaurante La Romana – Madrid”
  1. Juan Manuel dice:

    Me deje llevar por la recomendacion, y la verdad fue una experiencia muy agradable..no hay carta, como se menciona, pero igual la cena fue un placer y el vino recomendado fue tambien muy apropiado.

    Un verdadero rincon secreto para el placer de degustar uno platos interesantes y llenos de sabor y creación.

  2. Ana/Pepe dice:

    Nuestra experiencia fue doblemente grata y os contaré porqué, íbamos dando un paseo buscando un sitio donde poder comer xq teníamos a una persona en el Hospital Gómez Ulla y después de una rato sin encontrar algo que nos gustara por la zona nos encontramos en la puerta de La Romana y simplemente nos dio buenas sensación,entramos y claro no teníamos reserva evidentemente, nos recibió la encantadora Pilar y casualmente nos pudo ofrecer una mesa !Que suerte la nuestra! ya que era nuestro aniversario y no pudimos celebrarlo mejor y que puedo decir más, fantástico todo desde la atención por `parte de Jesús y Pilar como el placer de deleitar esos platos elaborados con un gusto exquisito, una materia prima de primera y mucho amor y que decir del vino, fantastico!!. Gracias por hacernos pasar un rato inolvidable.

  3. pepe dice:

    PASÉ POR LA TABERNA LA ROMANA ESTABAN DISCUTIENDO Y DICIENDO PALABROTAS SON UNOS MALHABLADOS Y SIN EDUCACIÓN Y ADEMÁS HACE PESTE A HUMO DENTRO DEL LOCAL.

  4. pilar la romana dice:

    Presiento, que por el comentario no eres cliente, solo alguien con animo de hacer daño, ya quisieran muchos tener el gusto de conocernos, no se que gana usted con esto, espero que reflexione, es muy facil criticar y no dar la cara.

    Le invito a conocernos
    un saludo
    PILI de la romana

  5. Jessica dice:

    Nuestra experiencia en este restaurante ha sido magnifica, no tenemos ninguna queja la atención exquisita y la comida aun mejor nosotros le ponemos os ponemos un diez merece la pena conocerlo.

  6. Miguel dice:

    Unos, amigos nos recomendaron este restaurante y la verdad que nos sorprendió bastante la atención muy buena la comida magnifica fue una velada muy agradable yo recomiendo que lo visiten.

  7. Fernando dice:

    Llevábamos meses pendientes de ir con unos buenos amigos que ya conocían el sitio. A pesar de que nos habían hablado ya muy bien de La Romana, no esperábamos comer tan bien. La comida es toda exquisita y sorprendente, y la amabilidad y cercanía de Jesús y Pilar nos hicieron pasar una noche todavía mejor. Es un sitio pequeño, pero de lo que se trata, que es de la comida y la atención, es inmejorable. Desde mi punto de vista es muy recomendable.

  8. Jmata dice:

    Hace tiempo que no he vuelto. Efectivamente recuerdo la comida francamente buena y sorprendente. No te esperas comer de esa manera. A mi entender el mayor defecto sería el precio, demasiado caro. Por lo demás, de diez.

Déjanos tu opinión

Escribe tu comentario...
y si quieres dejar una foto junto con tu comentario puedes coger una en gravatar!