Restaurante Albora – Madrid

Noviembre 9, 2012 by monthy  
Categoría Madrid Ciudad

Restaurante Albora

Restaurante Albora

Hace tan sólo tres semanas abría sus puertas de nuevo uno de esos locales de la calle Jorge Juan que más está cambiando de manos los últimos años. En este caso, se trata de Álbora que sustituye a Sula (ver post aquí), lugar que contaba con el asesoramiento de Quique Dacosta y donde anteriormente había un oriental del que no recuerdo el nombre. Pero siendo un poco rigurosos hay que decir que este cambio no es tan importante como parece. Los propietarios del lugar siguen siendo los mismos, José Gómez (Joselito) y Cayo Martinez (La Catedral de Navarra).

Los cambios importantes radican en el servicio de sala ahora comandado por Jorge Dávila (ex – Piñera) y el equipo de cocina donde David García comanda los fogones (escuela de Berasategui). Pero el resto ha cambiado poco. La decoración del lugar mantiene la línea moderna de Sula al igual que la Bodega (a la vista en el piso superior) que mantiene la magnifica selección de antaño con una gran relación calidad/precio.

Detalle de mesa

Detalle de mesa

Localización del Restaurante Albora

Se encuentra situado en el Barrio de Salamanca, al lado del conocido Restaurante La Paloma, en la misma acera. En la zona se aparca bastante mal pero se puede dejar el coche en el parking de la calle Velázquez. En cualquier caso, lo mejor es acudir en transporte público. La dirección del sitio es:

Dirección: Calle Jorge Juan, 33 – 28001 – Madrid

Teléfono: 91 781 61 97

Web: http://www.restaurantealbora.com

La web del restaurante ofrece información del lugar con buenas fotos pero le falta la carta de platos al completo. Nosotros tenemos varias fotos del restaurante, de la carta de platos con precios incluidos y de los platos que nos hemos tomado en nuestra reciente visita. Están todas guardadas en nuestra galería de fotos en flickr donde están unidas en el grupo correspondiente todas las fotografías que hemos hecho allí (Restaurante Albora – Madrid)

Ambiente del Restaurante Albora

El local cuenta con dos ambientes claramente diferenciados. Mientras que la planta calle está presidida por una gran barra central y se presenta como un espacio perfecto para picar algo en un ambiente más informal, el piso superior es el restaurante propiamente dicho con dos salones claramente diferenciados y separados por una bonita bodega acristalada.

Salón principal

Salón principal

La planta baja ofrece mesas altas y bajas con bastante espacio en la barra para tapear y disfrutar de alguna de sus raciones (o medias raciones) así como su buena oferta de pintxos. Dignos de destacar son sus productos de Joselito así como las famosas conservas de La Catedral de Navarra.

Las paredes mezclan lamas de madera con toques acristalados lo que genera una puesta en escena moderna y atrevida. Las mesas son amplias y están bien separadas entre sí.

Carta del Restaurante Albora

La carta de platos tiene raíces claramente mediterráneas con algunos primeros de cuchara y luego otros muchos que resultan ideales para compartir tales como las croquetas, las ensaladas o los diferentes embutidos y conservas. En cuanto a los segundos, cuentan con cuatro o cinco platos de carne y otros tantos de pescados y varias propuestas fuera de carta. Durante nuestra visita prepararon además de la carta Txangurro; Boletus al carbón y Cabeza de cerdo. Luego, postres con muy buena pinta, todos alrededor de 7 euros aproximadamente.

Nuestra experiencia en el Restaurante Albora

Nos gustó coincidir con Jorge Dávila al que tenemos en buena estima por su magnifico trabajo en otro de nuestros restaurantes favoritos de Madrid como es Piñera (ver post aquí). Llegamos pronto a cenar un viernes por la noche y, mientras el salón de abajo estaba abarrotado de gente, en la planta superior apenas había un par de mesas ocupadas. Eso sí, poco a poco se fue llenado y creo que al final consiguieron aforo completo.

En cuanto a la cena, comenzamos por una de sus propuestas de fuera de carta, unos magníficos Boletus al carbón con ningún añadido lo que nos permitió disfrutar al máximo de su materia prima. Continuamos con el Huevo de caserío asado con caldo de garbanzos, patata rota en aceite de oliva y láminas de tocino ibérico. La verdad es que el nombre del plato es tan grande que poco queda por añadir salvo que estaba espectacular. Ambos platos los pedimos para compartir y nos los emplataron sin problemas.

Boletus al carbón

Boletus al carbón

Huevo de caserío asado con caldo de garbanzos, patata rota en aceite de oliva y láminas de tocino ibérico

Huevo de caserío asado con caldo de garbanzos, patata rota en aceite de oliva y láminas de tocino ibérico

Entre los segundos, pedimos el Steak tartar y no lo ofrecieron primero a probar. Nos lo sirvieron un poco alegre tal y como lo habíamos pedido pero consideramos un riesgo excesivo no haberlo dado a probar antes ya que el cocinero se animó bastante con el toque picante. Aún así, la carne era magnífica por lo que la materia prima no ofrece ninguna duda.

Steak Tartar

Steak Tartar

También probamos las Carrilleras de cerdo ibérico glaseadas con ragout de mollejas de pato, hinojo y manzana verde. La carne buena, sin duda pero el toque de cocina fue un poco más prolongado de lo que debiera ya que el resultado fue una carne un poco más seca de lo normal.

Carrilleras de cerdo ibérico glaseadas con ragout de mollejas de pato, hinojo y manzana verde

Carrilleras de cerdo ibérico glaseadas con ragout de mollejas de pato, hinojo y manzana verde

De postre, riquísima la Torrija caramelizada con helado de plátano y canela. Y eso que ofrecen un Souflé de chocolate servido en taza que nos hizo dudar hasta el último momento pero la próxima vez no se nos escapará.

Torrija caramelizada con helado de plátano y canela

Torrija caramelizada con helado de plátano y canela

Bodega del Restaurante Albora

La Bodega es muy interesante con buenos vinos en la franja de 20/25 euros. Está muy bien seleccionada tanto por tipos de uva como por diferentes zonas de España, Francia o Italia. Buena relación calidad/precio y buen servicio de copas.

Sobremesa del Restaurante Albora

Sin duda, es un buen lugar para alargar la comida o cena tanto como se quiera ya que hay una amplia oferta de licores y destilados y en ningún momento meten prisa por levantarse.

Servicio del Restaurante Albora

Todo el personal es muy amable y sirven rápido todos los platos. Mención especial merece el servicio de sala de Jorge Dávila.

Precio del Restaurante Albora

Depende un poco de lo que se pida pero la facturará rondará en el entorno de los 50/60 euros por persona.

Conclusión del Restaurante Albora

Nos gustaron mucho los primeros tiempos de Sula pero es cierto que hacía tiempo que no íbamos y según parece, últimamente no andaba por sus mejores momentos.  Por suerte, el lavado de cara ha sido muy bueno, la carta ha pegado un cambio interesante y el entorno se mantiene en el nivel de antaño. Esperemos que le sirva como revulsivo y mantengan el nivel durante muchos años.

Multimedia

Fotos

Todas las fotos, junto con las que hicimos del restaurante, se pueden ver aquí, en nuestro mural de Rincones Secretos en Flickr. Si no es fácil encontrar la información os recomendamos que visitéis nuestras galerías personales en Flickr (naialor –aquí-, monthy –aquí- y marylebone – aquí-) ya que está toda la información mejor organizada por carpetas. En cualquier caso, el álbum de Restaurante Albora – Madrid está – aquí -.

Acceso a fotografías

Déjanos tu opinión

Escribe tu comentario...
y si quieres dejar una foto junto con tu comentario puedes coger una en gravatar!