Los Galayos – Madrid (España)

Exterior

Exterior

Pocos son los restaurantes en Madrid que pueden presumir de ser centenarios. Los Galayos es uno de ellos y a buen seguro que presume de llevar tan bien dicha longevidad. Inaugurado a finales del S.XIX con otro nombre y una oferta más de cervecería que de restaurante, el local ha ido evolucionando hacia su concepto actual. Se trata de un restaurante con dos barras, 3 salones-comedor y una terraza en el exterior, opciones todas ellas adaptables a todos los gustos. Con un énfasis en la cocina española tradicional, ofrece la mejor calidad en pescados, carnes y productos de la huerta, amén de una buena selección de vinos españoles. Situado en las inmediaciones de la Plaza Mayor de Madrid, el restaurante es un reclamo para turistas y clientes de toda la vida que encuentran en él un templo del buen comer.

Localización

El restaurante se ubica en una de las zonas más turísticas de Madrid: la Plaza Mayor de la Villa. Rodeado de restaurantes para turistas y algún que otro clásico – Casa Lucio o Casa Paco son dos buenos ejemplos – Los Galayos se ubica en una de las callejuelas que salen de la plaza.

Su dirección exacta es:

Dirección: C/ Botoneras, 5 – 28012 Madrid

Teléfono: +34 91 366 30 28

Web: http://www.losgalayos.net/

Ambiente

La familia Rojo ha sido la gran protagonista durante la vida de Los Galayos y, no en vano, el restaurante recibía el nombre de dicha familia en su primera denominación. Se trata de un restaurante cercano a otros muy turísticos – cuya calidad no es precisamente óptima – por lo que a simple vista podría confundirse con uno de ellos. Sin embargo, uno no recibe “presión” por parte del servicio del restaurante para entrar en el mismo tal y como sucede con sus vecinos de zona. Los Galayos, local centenario, es de sobra conocido por los locales y algo menos por los turistas, como para ser escogido de antemano y acudir al mismo a tiro fijo.

Se trata de un restaurante muy espacioso, con dos zonas de barra, un piso inferior con tres salones a modo de comedor – pueden ser reservados para comidas o cenas privadas – y una zona de terraza ideal para los días de primavera y verano.

Zona de comedor

Zona de comedor

El local es muy clásico y la decoración, en parte, parece trasladar a uno a otra época de antaño, algo a lo que ayudan las numerosas fotografías en blanco y negro que cuelgan de sus paredes.

Las opciones son variadas ya que Los Galayos se adapta tanto para aquellos que buscan tomar una cerveza o aperitivo en su barra, otros que tal vez prefieran comer o cenar a base de tapas y raciones o tal vez para los que se planteen disfrutar de una comida o cena con mesa y mantel como Dios manda.

Zona de barra

Zona de barra

El ambiente es variado y mezcla turistas despistados con otros clientes – turistas y locales – que lo eligen de antemano por su solera y, particularmente, por su cocina de española de primera línea.

Carta

Una vez que uno se asienta en el restaurante, posiblemente después de haber disfrutado de una cerveza fresca en un lugar donde la misma se tira con gran maestría, el análisis de la carta es el primer gran reto que uno afronta en Los Galayos. Y es que la variedad es digna de mención. La web del restaurante da buena información de la misma, detallando las opciones en pinchos y raciones así como de los distintos entrantes y principales.

En los entrantes destacan las ensaladas, los embutidos, los huevos preparados de distintas maneras y los productos de la huerta. En particular destaca la ensaladilla rusa, una de las especialidades de la casa.

En los principales, si bien hay múltiples opciones en arroces, carnes y pescados, son las carnes las que se llevan la palma. Los asados son de lo más destacado, en particular el cochinillo asado y la paletilla de cordero asada. Adicionalmente, la carne de buey es algo que no se puede uno perder.

Las raciones, tanto los entrantes como los principales, son abundantes y recomendamos elegir un entrante para cada 2 y un plato principal.

Nuestra experiencia

En nuestra cena de grupo en la terraza, aprovechando la buena temperatura exterior, tuvimos ocasión de conocer Los Galayos en toda su extensión. Comenzamos como mandan los cánones en el lugar, saboreando unas buenas cervezas frescas, en un local que llegó a ser el que más cerveza tiraba en Madrid, acompañadas de un buen jamón ibérico con picos.

Ya sentados en la mesa comenzamos la cena con una serie de entrantes para compartir. Torreznos de cerdo ibérico, chistorritas con pimientos de Padrón y otros 3 entrantes que recomendamos fervientemente: la mencionada ensaladilla rusa, los espárragos trigueros “Galayos” con ali-oli y un entrante que nos sorprendió muy gratamente, los chopitos con huevos y juliana de pimientos.

Si bien parecen muchos los entrantes, también lo éramos los comensales. Para los principales, uno por cabeza, división entre distintos tipos de carne. El citado cochinillo asado es una obligación, si bien el chuletón de lomo de buey a la piedra y con patata panadera no se queda atrás.

Para terminar, surtido de postres, una combinación de un mousse de chocolate con salsa de chocolate blanco, flan al caramelo y, adicionalmente, Tarta de Manzana “Tatin” con salsa de vainilla.

Bodega

La carta de vinos del restaurante es fundamentalmente nacional, muy equilibrada en vinos tintos, blancos, dulces, cavas y champagnes. En concreto escogimos dos botellas Mágnum de Abadía Retuerta 2006, un tinto como perfecto acompañante de nuestra selección de platos.

Sobremesa

Se trata de un capítulo bastante aceptable en Los Galayos. Buena selección de licores y otros alcoholes así como una paciencia infinita del servicio para servir todos los combinados pedidos son la combinación perfecta para disfrutar de un buen post-comida o cena en el restaurante.

Servicio

Del servicio ninguna queja sino más bien todas las alabanzas por su paciencia y diligencia.

Precio

Una comida o cena con vino, en mesa y mantel, sale por unos € 60 por persona, sustancialmente menos si se prefiere comer o cenar a base de pinchos y / o raciones.

Conclusión

Los Galayos es un sitio más a tener en cuenta en el centro de Madrid, un restaurante ideal si uno quiere disfrutar de la cocina española en un marco incomparable en el centro de la capital de España. Desde Rincones Secretos brindamos por otros cien años de vida con tan buena salud..

Déjanos tu opinión

Escribe tu comentario...
y si quieres dejar una foto junto con tu comentario puedes coger una en gravatar!