Restaurante Skina – Marbella

Vista exterior

Vista exterior

El restaurante Skina es uno de los tres restaurantes de Marbella que ostentan una estrella Michelín. Los otros dos, Calima (ver post aquí) y el Lago (ver post aquí) ya los hemos comentado en el blog y creemos firmemente que todos ellos tienen el galardón más que merecido. Comenzamos el artículo así porque tenemos que reconocer que no conocíamos la existencia de Skina hasta que lo vimos reflejado en la controvertida guía roja ya que no tuvimos la suerte de enterarnos de su apertura en el año 2005. Por tanto, nadie, ni defensores ni detractores, puede negar el valor real de esta guía ya que nos permite llegar a sitios que muchas veces son desconocidos para la mayor parte del público

Pero vamos a lo que realmente nos ocupa que no es otra cosa que comentaros nuestra primera experiencia en este restaurante. De entrada, tenemos que advertir de las dificultades a la hora de hacer la reserva ya que el comedor es muy pequeño y tienen una demanda muy elevada lo que hace que no sea fácil conseguir mesa, especialmente en las temporadas más altas.

El restaurante ofrece una cocina muy atrevida con elaboraciones vanguardistas pero siempre respetando la materia prima y el toque mediterráneo de la zona donde se encuentra. Todo ello rodeado de un ambiente muy moderno donde la espectacular Bodega acristalada ocupa un gran protagonismo, tanto que consigue que el cliente se olvide relativamente de las pequeñas dimensiones del local donde se ubica.

Salón interior

Salón interior

Localización

Se encuentra situado en el casco antiguo de Marbella, muy cerca de otro restaurante muy famoso en el municipio, el Patio de los Perfumes (ver post aquí). Aún así no es fácil “chocar” con él ya que se encuentra en una calle que no es muy “de paso”. Lo mejor es dejar el coche en el aparcamiento cubierto del Mercado y desde allí son sólo cinco minutos caminando. La dirección del sitio es:

Dirección: Calle Aduar, 12 – 29601 – Marbella – Málaga

Teléfono: 952 765 277 – 662 070 762

Web: http://www.restauranteskina.com/

La web del restaurante ofrece una información muy completa del lugar tanto a nivel fotográfico como acerca de su cocina. Ofrece la carta de platos con precios incluidos aunque ofrece una cierta variación con la que nos dieron en la visita de la semana pasada. Nosotros tenemos varias fotos del lugar, de la carta de platos con precios y de los platos que nos hemos tomado en nuestra reciente visita. Están todas guardadas en nuestra galería de fotos en flickr donde están unidas en el grupo correspondiente todas las fotografías que hemos hecho allí (pinchar aquí)

Ambiente

El restaurante ofrece un salón interior con cinco mesas y una capacidad aproximada de quince personas. En el exterior, hay una terraza que se sitúa en la mitad de una estrecha calle donde hay cuatro mesas más por lo que pueden llegar a ofrecer servicio a unas 25 personas, aproximadamente. Quizás este es el principal defecto del lugar, especialmente si lo comparamos con los otros dos restaurantes que mencionábamos anteriormente. Desde nuestro punto de vista, Calima y El Lago son, junto al restaurante del Hotel Marbella Club (ver post aquí), los lugares con un ambiente más romántico de toda la zona y a este respecto mejoran mucho lo ofrecido por Skina. Dicho esto, no se puede negar que los lugares así tienen un encanto especial que muchas personas lo disfrutan tanto o más que otros sitios aparentemente mucho más sofisticados. Además, si nos atenemos únicamente al nombre de nuestro blog, es evidente que Skina tiene mucho de rincón secreto y eso es algo que nos encanta.

Salón interior

Salón interior

La decoración está muy cuidada tal y como se puede ver en las fotografías donde se aprecia bien el suelo de madera y el contraste de tonos blancos y oscuros. Las mesas están bien separadas entre sí para las estrecheces del lugar, algo que tiene mucho mérito. El restaurante es completo para no fumadores. De fondo, sonaba una tranquila música de jazz, algún tema de country y luego alternaban temas clásicos del estilo de only you.

Carta

Los verdaderos artífices de Skina son Marcos Granda y Daniel Rosado. Marcos es el sumiller y el jefe de sala así como la principal imagen del restaurante a los clientes. Recientemente se ha incorporado Mauro Barreiro a colaborar en la dirección de cocina. Todos ellos intentan ofrecer una carta dinámica, con variaciones constantes de los platos a lo largo del año, lo cual permite que vayamos conociendo su técnica poco a poco. Decimos esto porque es posible que los platos que vamos a comentar a continuación no tengan nada que ver con los que haya en su carta en los próximos meses por lo que os recomendamos que estéis atentos a su web para conocer su oferta más actualizada.

Los primeros platos que nos ofrecieron fueron los siguientes: Virutas de foie gras con higo y Martini Rosa; Vieiras con canelón de oliva, remolacha y nabo; Gamba roja malagueña, pepino y sandía; Morrillo de atún de almadraba, guiso de habas, roteña y ají amarillo; Ensalada malagueña de bacalao negro y Tiradito de cerdo ibérico con helado de manteca colará.

Entre los pescados, Lomo de lubina con rissoto de anguila y bayas de gochi; Rape, alboronía de verduras, papaya y especias y Rodaballo salvaje con emblanco malagueño y zanahoria aliñada.

Entre las carnes, Chivo lechal malagueño con apionabo y revuelto de espárragos; Pato lacado con M’hencha de foie a la moruna; Buey a la brasa con almendras y bollitos de queso y Nugget de pollo de bréese y taboulet de amaranto.

También hay un Menú Degustación que ofrece un gran recorrido por muchos de estos platos por 68,90 euros por persona.

Nuestra experiencia

En nuestra primera visita no podíamos dejar de probar el Menú Degustación ya que queríamos conocer la mayor cantidad de platos posibles. Os dejamos un repaso a los platos que nos ofrecieron:

Comenzamos con un curioso aperitivo que se trataba de una Hamburguesa con una galletita de queso, alcaparra, hoja de albahaca, aro de cebolla, y la carne se sustituye por una galleta de frambuesa mientras que los panes se toman con un par de salsas, una de manteca de cerdo y la otra barbacoa.

Hamburguesa con una galletita de queso, alcaparra, hoja de albahaca, aro de cebolla

Hamburguesa con una galletita de queso, alcaparra, hoja de albahaca, aro de cebolla

El segundo aperitivo fue un Huevo a la sartén hecho con patata y la yema con pimiento amarillo, chorizo ibérico y una salsa malagueña que salta al estilo de los famosos Petazetas. Desde luego muy original y muy rico.

Huevo a la sartén

Huevo a la sartén

El Menú propiamente dicho comenzó con el Frozen foie gras donde se utiliza el famoso nitrógeno en su elaboración. Se trata de un foie gras con compota de higos, el primero de la temporada que resulta sorprendente al paladar, con un sabor muy peculiar.

Frozen foie gras

Frozen foie gras

Seguimos con el Morrillo de atun rojo, con la primera habita tierna de la temporada, espuma de leche de piñones, trufa negra y la salsa roteña de acompañamiento.

Morrillo de atun rojo

Morrillo de atun rojo

Luego, la Vieira gallega con brotes tiernos, una salsa japonesa, un canelón de nabo rebozado con semilla de sésamo y otro canelón de queso. Quizás este plato fue el que menos nos convenció porque se nota la fusión de sabores demasiado forzada.

Vieira gallega con brotes tiernos

Vieira gallega con brotes tiernos

El plato de pescado fue el Rape con alboronía de verduras típica andaluza (menestra) y a un lado mousse de papaya y al otro mousse de especias.

Rape con alboronía de verduras

Rape con alboronía de verduras

Finalizamos con el plato de carne que se trató de un riquísimo Pato con miel con una especie de rollito primavera al que añaden foie gras. Las setas que se aprecian en la fotografía son cardos coreanos.

Pato con miel

Pato con miel

Como primer postre, nos trajeron una Variación de cítricos en diferente textura que entra de maravilla a pesar de la gran cantidad de platos que ya habíamos comido.

Variación de cítricos

Variación de cítricos

Para terminar con el segundo postre: Chocolate con espuma de avellanas y sorbete de fruta de la pasión, un maravilloso colofón para una cena gastronómica realmente espectacular.

Chocolate con espuma de avellanas y sorbete de fruta de la pasión

Chocolate con espuma de avellanas y sorbete de fruta de la pasión

Bodega

La Bodega es muy interesante no tanto por su extensión como por el gran equilibrio a la hora de seleccionar las referencias. Tiene una gran dimensión internacional con caldos de los principales países productores de vino del mundo. En la carta hay cabida para el vino francés, norteamericano, italiano, sudafricano, chileno, australiano, etc. Incluso nos hizo gracia encontrar una botella de un Icewine canadiense (ver artículo de la zona aquí) que nos hizo recordar nuestro bonito viaje a la costa este canadiense.

Además ofrecía otras ventajas interesantes como era la gran oferta de vinos por copa y de medias botellas. También, realmente destacable es la carta de champagnes. Aunque no se trata de una carta barata ni mucho menos sí que es justo agradecer su buena relación calidad/precio, algo que es casi imposible de encontrar en los principales restaurantes de Marbella. Por poner un ejemplo, pudimos disfrutar de un vino mallorquín de Anima Negra, AN/2 (ver post aquí) por .

Sobremesa

La verdad es que llegamos un poco cansados por la gran cantidad de platos que tomamos pero nunca suele ser un impedimento para disfrutar de un buen Gin-tonic. Sin embargo, aquí no podemos hablar maravillas del sitio. Tienen una correcta oferta de ginebras pero muy pobre de vodkas y de otros destilados. Además, no tienen una especial habilidad en el mundo del cóctel y de los combinados pero eso es algo que irá llegando poco a poco.

Detalle de mesa

Detalle de mesa

Servicio

La verdad es que nos parece muy bueno. Marcos nos atendió con una magnífica profesionalidad y una amabilidad exquisita. De verdad, fue un encanto toda la noche. El resto de camareros cumplieron perfectamente con lo esperado tanto en rapidez como en eficiencia con todo lo que pudimos necesitar. El restaurante estaba lleno y había cinco personas atendiendo a unas 25 personas por lo que nadie se podía quejar de la atención recibido. Es más, en algunas ocasiones incluso rellenan los vasos más de la cuenta.

Precio

Aproximadamente, ronda los 100 euros por persona aunque dependiendo del vino elegido puede subir bastante ya que la Bodega ofrece botellas para todos los gustos. Obviamente, este tipo de restaurantes no es para ir todos los días pero si la ocasión lo merece, seguro que el precio que se paga os compensará lo recibido.

Conclusión

Nos ha gustado mucho la primera visita a Skina. Hay cosas mejorables pero globalmente se encuentra dentro de esos lugares donde uno sale encantado en su primera visita. Nosotros volveremos para seguir conociendo su evolución y no dudamos en recomendarlo si la ocasión lo merece.

Multimedia

Fotos

Todas las fotos, junto con las que hicimos del restaurante, se pueden ver aquí, en nuestro mural de Rincones Secretos en Flickr. Si no es fácil encontrar la información os recomendamos que visitéis nuestras galerías personales en Flickr (naialor –aquí-, monthy –aquí- y marylebone – aquí-) ya que está toda la información mejor organizada por carpetas. En cualquier caso, el álbum de Skina están – aquí -.

Acceso a fotografías

Galería personal de naialor: Pincha aquí.

Comentarios

3 Respuestas to “Restaurante Skina – Marbella”
  1. fjredondo dice:

    Una pinta sensacional. Comencé viendo la galería de fotos del flickr y hoy he leido el post. A pesar de su estrella michelín, no lo conocía. Apuntado queda.

  2. maria dice:

    La verdad que desconozco cual es el procedimiento
    para asignar una estrella michelin , pero este restaurante
    no se la merece,no solo por el deficiente servicio sino tambien
    por la llamada ” cocina creativa “.
    El imponer a los clientes lo que tienen que comer me parece que no es buena
    politica.
    La relacion Calidad -precio -servicio, no tiene ningun sentido.

  3. siper dice:

    me parecio fantastico en todas sus dimensiones lo recodaré con mucho agrado.es mi primer restaurante de estrella y lo recomiendo , el vino bueno y el menu degustacion delicioso.el trato muy cortes y atento, debeis de ir, y comer con toda la tranquilidad del momento.

Déjanos tu opinión

Escribe tu comentario...
y si quieres dejar una foto junto con tu comentario puedes coger una en gravatar!