Hotel St. Gotthard – Zurich (Suiza)

Octubre 19, 2011 by marylebone  
Categoría Suiza

Exterior

Exterior

El hotel St. Gotthard es un hotel centenario situado en la Bahnofstrasse, la calle comercial principal de Zurich y una de las calles más caras del mundo. Regentado por la familia Manz se trata de un boutique-hotel típicamente frecuentado por ejecutivos de visita en la ciudad. Conservando el mismo exterior que antaño su interior es una amalgama de estilos, tanto clásicos – en particular notable en el mobiliario y otros objetos de decoración – como modernos, resaltable particularmente en las habitaciones y suites. Con 3 opciones en restauración, el hotel cuenta adicionalmente con varios espacios donde poder organizar reuniones de trabajo y otros eventos. Con un precio medio-alto el hotel es sin embargo uno de los más destacados de la ciudad en cuanto a relación calidad-precio considerando la ubicación “Premium” con la que cuenta.

Localización

A un palmo de la estación de tren de la ciudad, situado en la calle por excelencia de la capital financiera suiza, la dirección exacta del hotel es:

Dirección: Bahnofstrasse, 87 – CH-8020 Zurich (Suiza)

Teléfono: + 41 (0) 44 227 77 00

Web: http://www.hotelstgotthard.ch

Decoración

Tal y como apuntábamos anteriormente el hotel conserva su señorial estilo exterior, propio de un hotel con tanta historia y tradición en la ciudad.

Vista desde la Bahnhofstrasse

Vista desde la Bahnhofstrasse

El interior es otra historia y, si bien las zonas comunes conservan una línea más clásica, en las habitaciones se nota un halo de modernidad.

 

Posters del hotel

Posters del hotel

Destacan pequeños espacios dentro de las zonas comunes en donde se aprecia el estilo peculiar del hotel, con postres, cuadros y fotografías del periodo iniciado en la fecha en que se inauguró el hotel, allá por finales del S.XIX, hasta hoy en día.

Zona de sillones

Zona de sillones

El centenario hotel cuenta con un total de 143 habitaciones, distribuidas en 5 pisos y divididas en habitaciones y suites. Dentro de las primeras existen varias categorías, desde las más simples “Classic singles” a las más completas “Double Deluxe Twin”. La diferencia radica en los metros cuadrados y el mayor o menor espacio en la zona de esparcimiento de la habitación, el área de trabajo, etc.

La clientela que elige el hotel es fundamentalmente de negocios, atraídos por la ubicación y prestaciones del hotel, algo que se deja notar fundamentalmente entre semana.

Habitación (nuestra experiencia)

Nos alojamos en una habitación Double Classic Room, opción intermedia dentro de las habitaciones.

La habitación, de unos 20 metros cuadrados, cuenta con un pequeño pasillo de entrada a través del cual se accede a la estancia principal.

Primera vista de la estancia principal desde el pasillo

Primera vista de la estancia principal desde el pasillo

En dicho pasillo y, al margen del armario empotrado,  se ubica el cuarto de baño.

Deteniéndonos en el mismo diremos que es, con diferencia, el más moderno con que nos hemos encontrado recientemente, en particular su zona de lavabo y, en particular, la de ducha.

En la estancia principal existen 2 partes diferenciadas. La primera de ellas la componen 2 sofás donde relajarse, al lado de la mesa de trabajo, bastante espaciosa para aquellos que la deseen aprovechar.

Vista del interior

Vista del interior

Del otro lado, la cama, con un colchón doble y bastante cómoda.

Vista de la cama

Vista de la cama

La TV, de pantalla plana, cuelga de unas de las paredes, así dispuesta para ser vista fundamentalmente desde los sofás anteriormente mencionados. Completa la oferta tecnológica un servicio de Internet vía Wi-fi gratuito.

Servicios

En un hotel de vocación ejecutiva como el St. Gotthard no se puede pedir otra cosa que lo que tiene: servicios de restauración y ejecutivos.

Empezando por los primeros destaca en especial su Lobster and Oyster Bar, inaugurado en la primera mitad de siglo pasado y donde se ofrecen buenos mariscos y crustáceos acompañados de los mejores champagnes y caldos internacionales. En cualquier caso y para el que no busque productos del mar, el restaurante ofrece una cocina francesa de corte clásico.

La segunda posibilidad es el Lobby Bar, enfocado a una oferta a base de platos  de diversas cocinas internacionales.

Por último, La Piazzetta, para aquellos que quieran disfrutar de una cocina más ligera, a base de sándwiches y snacks.

El bar Manzoni, anexo al hotel, es el lugar donde uno puede tomar desde un café por la mañana hasta una copa al caer la noche, un lugar, por cierto, de lo más animado.

Finalmente y en servicios ejecutivos el hotel ofrece la posibilidad de celebrar congresos y reuniones en sus 5 salas, con capacidad máxima para 100 personas.

Precio

Sin duda, uno de los apartados más resaltables del hotel es su precio considerando la ubicación donde se encuentra y, en particular, en una ciudad que no destaca por lo económico de sus opciones en alojamiento. Las tarifas se de las habitaciones se sitúan en media en los € 230 por noche, importe que asciende a los € 400 por noche en el caso de las Junior Suites.

Conclusión

Si uno busca un hotel con solera en Zurich, bien ubicado, con unas habitaciones renovadas y no quiere pagar un precio astronómico, sin duda, el St. Gotthard se puede adaptar a todas esas demandas. Existen mejores hoteles y con un mayor número de servicios en oferta pero, eso sí, rara vez superarán al protagonista de nuestro post por ubicación y precio. Por tanto, 100% recomendado para una visita de trabajo a la ciudad durante la semana…

Multimedia

Fotos

Todas las fotos del Hotel St. Gotthard se pueden ver aquí, en nuestro mural de Rincones Secretos en Flickr. Si no es fácil encontrar la información os recomendamos que visitéis nuestras galerías personales en Flickr (naialor –aquí-, monthy –aquí- y marylebone – aquí-) ya que está toda la información mejor organizada por carpetas. En cualquier caso, el álbum del Hotel St. Gotthard está aquí -.

Déjanos tu opinión

Escribe tu comentario...
y si quieres dejar una foto junto con tu comentario puedes coger una en gravatar!